Entradas

Hipoteca inversa préstamo especial

Hipoteca Inversa: Un préstamo especial para mayores

En España se da la extraña circunstancia de que hay más de 7,8 millones de personas mayores de 65 años, lo que supone un porcentaje de población superior al 17%, con unas de las pensiones públicas más bajas de Europa, y sin embargo, un porcentaje de ellos muy bajo, apenas ha planificado su jubilación a través de planes de pensiones privados.

De hecho, para el 89% de ellos, la pensión pública es su principal fuente de ingresos tras la jubilación. De ahí que se produzca un bajón en el nivel de calidad de vida de la mayoría de los mayores pasados los 65 años.

Además, llegados a esta edad, la posibilidad de obtener financiación se complica, pues las entidades ponen muchas trabas y condicionantes que hacen el acceso al crédito muy complicado.

Sin embargo, existe en España desde hace relativamente poco un producto especialmente indicado para que las personas mayores puedan complementar su pensión y mejorar así su calidad de vida: la hipoteca inversa.

A diferencia de otros países, en los que este producto está totalmente normalizado (en Reino Unido lleva desde 1965), en España apenas se conoce, y existe una gran confusión entre aquellos que han oído alguna vez algo al respecto.

Hipoteca inversa, préstamo para mayores de 65 años 

La hipoteca inversa es un préstamo especial para mayores, en concreto para mayores de 65 años, que tengan vivienda en propiedad, pues ésta se emplea como garantía (no se pierde la propiedad de la misma).

Precisamente en España, el 87% de los mayores de 65 tienen vivienda propia, por lo que el acceso a este producto financiero es mucho más fácil (y asequible) que a otras fuentes para obtener liquidez.

Afortunadamente, la hipoteca inversa va ganando popularidad (durante 2010 se hicieron 2.991 operaciones en España, un 10,7% más que el año anterior), por lo que cada año son más las personas que acceden a estos de préstamos para mayores.

Aumenta la contratación de hipotecas inversas un 10,7% durante 2010

Este crecimiento progresivo de la contratación de la Hipoteca Inversa en España se produce por la imperiosa necesidad que tienen los jubilados españoles de obtener ingresos adicionales- las pensiones de nuestros jubilados son un 40% más bajas que la media europea, según un reciente informe de Gestha- y enfocar la financiación de su jubilación con mayor tranquilidad, sobretodo en un momento en el que el Sistema Publico de Pensiones está inmerso, como es bien conocido, en un proceso de reforma que los diversos grupos parlamentarios siguen en este momento debatiendo.

Según Angel Rodríguez-Carreño de Cominges, Consejero Delegado de Óptima Mayores “Es evidente que en un escenario de envejecimiento de la población – la población española envejecerá progresivamente hasta convertirse en 2050 en el país más envejecido del mundo junto a Japón, según datos de Eurostat – requiere, además de una reforma del Sistema Publico de Pensiones, promover e incentivar el ahorro a largo plazo mediante Planes de Pensiones y otros productos similares. No obstante, los mayores españoles sí han ahorrado, pero en vivienda. De hecho, el 87% de los mayores de 65 años tienen vivienda en propiedad, pero hasta la aparición de la hipoteca inversa se trataba de un patrimonio inmovilizado que no podía producir liquidez si además se vivía en él”.

La Hipoteca Inversa permite a nuestros jubilados convertir ese patrimonio, su vivienda, en liquidez mensual, mientras siguen viviendo en ella o incluso la alquilan a un tercero.

Por distribución geográfica la demanda de hipoteca inversa se concentra en las principales capitales. Por comunidades autónomas, la CCCAA de Madrid concentró el 30,72% de las operaciones, seguida de Cataluña, con un 23,96%, y en tercer lugar Andalucía, con el 19,30%.

En cuanto al perfil de los mayores interesados en este producto, no hay apenas diferencias respecto al 2009: se trata de mayores de un nivel socio-económico medio-alto, con una edad media de 76 años, y mayoritariamente mujeres. La edad media de los hombres que suscribieron el producto de forma individual fue de 77 años, y la media de edad de los matrimonios de 78 años.

Respecto al valor medio de las viviendas sobre las que se suscribieron hipotecas inversas, el informe indica que en 2010 fue de 437.000 Euros, frente al los 461.000 Euros en 2009, lo que representa un lógico descenso del 5,10% en este apartado.

Óptima Mayores abre delegaciones en Sevilla, Valencia y Vizcaya

La empresa Óptima Mayores prosigue con su política de expansión nacional con la apertura de tres nuevas delegaciones, en Sevilla, Valencia y Vizacaya, desde las que promoverá sus servicios de asesoramiento independiente en hipoteca inversa.
Estas delegaciones se suman a las que la empresa, con sede central en Madrid, ya tiene en Barcelona, Vigo, y Marbella, mientras estudia su expansión a otros mercados internacionales.
Con estas aperturas la empresa busca mejorar la atención prestada en estas provincias, dado que ya ofrecía sus servicios en toda España, pero a partir de ahora le permitirá ofrecer un servicio más cercano, y además podrá hacer calar en estas áreas, la existencia de la hipoteca inversa, una solución financiera todavía muy poco conocida en nuestro país, y que en muchas ocasiones se trata de la única opción que tienen las personas mayores para mejorar su calidad de vida, mediante la generación de una fuente de ingresos mensuales como complemento a su pensión.
Óptima Mayores lleva ya más de cinco años ofreciendo soluciones financieras para mayores, en los que ha tenido la posibilidad de atender ya a más de 4.000 clientes en esta área, y pretende consolidarse como la empresa número 1 en asesoramiento independiente de hipoteca inversa en España.

Óptima Mayores en Punto Radio

Puede escuchar la entrevista a Iñigo Hernández, Director Comercial y Marketing de Óptima Previsión, en el programa de Punto Radio La Ciutat de Tots, emitido el pasado 15 de septiembre de 2010, en el que se aborda la hipoteca inversa como solución para las personas mayores que necesiten un complemento para su pensión, y puedan así mejorar su calidad de vida.
[audio:=»https://optimamayores.com/wp-content/uploads/Puntoradio.mp3″|titles=entrevista a Iñigo Hernández en el programa de Punto Radio La Ciutat de Tots]

La constitución de hipotecas inversas sube un 8%

El número de hipotecas inversas suscritas en 2009 alcanzó las 2.700, el 8% más respecto a 2008, periodo en el que se registraron 2.500, según las estimaciones de la consulotra de asesoramiento financiero Óptima Mayores.
Expansión, 27 de enero de 2010.

Avanzan las hipotecas inversas

A pesar de todo, 2009 fue un buen año para la hipoteca inversa. Según el último informe anual de la consultora Óptima Mayores se suscribieron 2.700 hipotecas inversas frente a las 2.500 en 2008, por un importe medio de 350.000 euros. Por dos razones: la primera, por la necesidad de complementar las pensiones y obtener liquidez.
La realidad es que al llegar a la jubilación y en caso de precisar servicios asistenciales o residenciales, se dan unos precios medios residenciales de 1.356 euros al mes frente a unos ingresos de pensión por jubilación media de 852,82 euros y de viudedad de 555,48 euros, según datos del Miniterio de Trabajo. La segunda, porque como se trata de un crédito que se puede cancelar en cualquier momento, está siendo utilizada para evitar malvender la vivienda.
En España hay 20 entidades que ofrecen hipoteca inversa -no todas comercializan este productode forma activa-. Aunque según señalan desde la también empresa especializada en este terreno, Jubilarse en Casa, constratar una hipoteca inversa no es sencillo dado que existen distintas opciones y variables y no siempre es recomendable: si no se necesita disponer de una renta mensual o si el importe que precisa es limitado o por poco tiempo…
El País, 29 de enero de 2010

La hipoteca inversa gana terreno en Málaga

«Es como una hipoteca, pero al revés». Es la forma más sencilla que encuentran en una entidad financiera para descubrir la hipoteca inversa un producto que tiene cada vez más seguidores, a pesar de que no termina de consolidarseen España seis años después de su implantación. Durante 2009, el número de operaciones aumentó un 8% en Málaga, según datos de la consultora Óptima Mayores, que cifra en 135 las contrataciones realizadas en el provincia frente a las 125 registradas el año anterior.
La problemáticas de las pensiones, así como las crisis financiera e inmobiliaria se encuentran detrás de este incremento a juicio de los expertos de la entidad especializada en asesoramiento a mayores, que confían en que 2010 sea el año del «despegue definitivo» de este producto, que permite a personas de más de 65 años o dependientes propietarios de viviendas obtener unos ingresos extra mediante el cobre de una renta mensual temporal o vitalicia por un parte del valor del inmueble. El plazo del crédito está asociado a la esperanza de vida de los titulares de la vivienda, que no pierden la propiedad ni el uso del piso, según resaltn en Óptima Mayores.
Y es que, a diferencia de la renta vitalicia, en la que el usuario cede la vivienda a la entidad, aunque puede residir en ella hasta su muerte, en el caso de la hipoteca inversa la titularidad del piso pertenece a quienes contratn el producto o a sus herederos, que tendrán que liquidar la deuda devolviendo el dinero prestado si quieren recuperar el bien. Pare ello, podrán vender la casa o constituir una nueva hipoteca por le importe que recibió su dueño, explican en la consultora.
Sur.es, 15 de febrero de 2010

Gallegos con más de 65 años suscriben hipotecas inversas para redondear sus pagas

La vivienda en propiedad puede ser una fuente de ingresos para la jubilación. La hipoteca inversa es un producto financiero nuevo en España, pero de largo recorrido y éxito en países como el Reino Unido. Unos 150 gallegos de más de 65 años ya la han suscrito y los expertos consideran que su implantación en la comunidad irá creciendo con el tiempo. Durante 2009, se han contratado 2.700 hipotecas de estas características en toda España, un 8% más que hace un año. El importe medio de las viviendas que sirven de avalistas a la renta se sitúa en los 350.000 euros.
La hipoteca inversa es un préstamo con garantía hipotecaria que está dirigido a personas de más de 65 años o dependientes. Con ella se consigue percibir una renta mensual sin perder la propiedad de la vivienda. Una vez fallecido el titular, los herederos pueden recuperar la propiedad reingresando el importe de las cuotas devengadas por la entidad financiera con un interés que ronda el 6%.
Las cuotas dependen de la edad del titular y del valor de la vivienda hipotecada. Por ejemplo, un hombre de 75 años y cuya vivienda esté tasada en 450.000 euros recibiría una cantidad mensual de 1.206, 90 euros al mes, aunque esta cantidad puede variar en función de los tipos de interés disponibles en cada momentoen el mercado financiero. (ver cuadro adjunto). El vigués Ángel Rodríguez-Carreño de Cominges, es el consejero delegado de Óptima Mayores, la primera consultora en este tipo de operaciones que existe en España y pronostica un fuerte crecimiento de este producto para los próximo quince años. En un reciente informe elaborado por esta firma se señala que el colectivo de mayores de 65 añosserá el 58,69% de la población española en 2050, mientras que la media europea se situará en el 50,46%. Con este panorama, la compañía considera que la hipoteca inversa será una de las soluciones posibles al problema que se pueda pantear en el sistema de pensiones.

El volumen de operaciones de la hipoteca inversa alcanzó los 918 millones de euros en 2009

La comercialización de la hipoteca inversa crece, pero no lo suficiente. ¿La causa? La falta de motivación del mercado financiero español para comercializar este producto. ¿La solución? Demostrar que este tipo de préstamo complementa la falta de liquidez a la que se enfrentan muchos mayores para acceder a servicios que les garanticen una madurez digna.
Estas son, básicamente, las principales conclusiones del estudio que ha realizado la consultora Óptima Mayores -el segundo que publica de estas características-. Un informe en el que, además, se detalla que el año pasado se suscribieron cerca de 2.700 hipotecas inversas, lo que generó un volumen de operaciones de cerca de 918 millones de euros. Ambas cifras supoenen un incremento del 8% y del 10,7%, respectivamente, en comparación con las de 2007, ejercicio al que hace referencia el primer balance que presentó la compañía. Sin embargo, el crecimiento de las operaciones con estos créditos se encuentra todavía lejos del 20% que estimaron, entonces, diversos analistas financieros.
Las conclusiones de este estudio se sustentan en sondeos que Óptima Mayores ha realizado a las 20 entidades financieras que comercializan este producto en España. «Hay un número muy limitado de compañías que realmente respaldan la hipoteca inversa con sus departamentos de riesgos, mediante procedimientos concretos de tramitación y las que lo hacen, facilitan poca información al cliente», asegura Ángel Rodríguez-Carreño, consejero delegado de Óptima Mayores. De hecho, a lo largo del 2009, han desaparecido del mercado las ofertas de Caja Duero y Caja Navarra, que ocupaban puestos relevantes en el primer ranking que elaboró la consultora.

Óptima Mayores, nueva empresa Madrid Excelente

La empresa Óptima Mayores ha obtenido la certificación Madrid Excelente, que reconoce el compromiso con la excelencia de las mejores empresas madrileñas, aquellas que apuestan por la innovación y la mejora constante, la satisfacción de las personas y la contribución activa al desarrollo económico y social de Madrid.
De esta manera la empresa pretende transmitir la confianza que los mayores pueden depositar en sus servicios de asesoramiento de hipoteca inversa, un factor fundamental en un sector muy sensible a la credibilidad y capacidad de asesoramiento de las empresas que actúan en él.
Óptima Mayores lleva ya más de cinco años ofreciendo soluciones financieras para mayores, en los que ha tenido la posibilidad de atender ya a más de 4.000 clientes en esta área, y pretende consolidarse como la empresa número 1 en asesoramiento independiente de hipoteca inversa en nuestro país.